martes, enero 10, 2006 12:20

Las competencias de la Audiencia Nacional

La Audiencia Nacional se ha declarado competente para investigar el supuesto genocidio perpetrado por el Gobierno chino en el Tíbet durante las décadas de los ochenta y los noventa ante la imposibilidad de que pueda ser investigado por tribunales chinos o por el Tribunal Penal Internacional.

Este extraño ente judicial de nuestra Administración de Justicia que es la Audiencia Nacional, que ha instruido multitud de asuntos importantisimos, vuelve a investigar una causa internacional, como el caso de Pinochet, o como la denuncia que presentó Rigoberta Menchú.

Pero por extrañas razones, que seguramente desde el desGobierno podrían aclarar con más detalle, desestimó la causa contra el tirano del Caribe, el comandante Castro, y que causó la ausencia del tirano-saurio cubano en la inútil Cumbre Iberoamericana de Salamanca.

El genocidio cubano no se admitió a trámite por ser un jefe de estado en activo, mientras que los precedentes (la denuncia que presentó Rigoberta Menchú) habían superado ya esa fase. Una detención del comandante a su llegada a Madrid, hubiera sido un gran éxito de la "mafia" de Miami. Por eso, Castro se quedó en la Isla evitando esa alegría a sus opositores.

Es deleznable está manipulación política de la Justicia. Montesquieu y su separación de poderes son un camelo.

:: adelante! TV

:: nos siguen

:: archivo del blog

:: comunicados

:: redes de blogs

:: activismo y campañas

:: tracking

eXTReMe Tracker